28 de febrero de 2009, sábado.

Una reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (núm. 42 del 29 de enero de 2009, Tribunal de lo Contenciosos Administrativo sección Primera de Valencia) ha aclarado definitivamente que el alcalde -cualquier alcalde- en uso de sus atribuciones como presidente de las sesiones plenarias de la Corporación, y de aquellas otras que le reconoce la legislación vigente, NI DEBE NI PUEDE limitar la divulgación informativa de los actos (decisiones) públicos de la administración que dirije.

Los Fundamentos Jurídicos en los que se basa la sentencia, aportan numerosa doctrina del Tribunal Constitucional y del Tribunal Supremo que avala y reconoce el derecho fundamental de los ciudadanos a disponer de  información acerca de las actuaciones administrativas; y, en especial -y dado el carácter público de sus sesiones- de las tratadas, debatidas y acordadas en los Plenos.

Si entráis en el enlace siguiente, accederéis a la Sentencia dictada por el TSJ contra el alcalde Manises, por haber impedido la grabación de un Pleno del Ayuntamiento (que, por cierto, también convoca por las mañanas):

http://socialistes-rocafort.com/documentos/sentencia_grabacion_plenos.pdf

Anuncios